sábado, 26 de noviembre de 2011

LA LÓGICA DEL CREYENTE












Esto lo encontramos aquí gracias a la sugerencia de un comentarista anónimo de nuestro blog. Nosotros hemos puesto tan sólo la traducción y el deseo de difundirlo.


viernes, 25 de noviembre de 2011

GINGRICH, ESE HOMBRE

por Liberal y Caballero

Estados Unidos, esa gran nación de hombres libres y valientes (joum of de brei) donde el término "republicano" significa lo que tiene que significar, siempre se encontrará a la vanguardia del pensamiento político y social. No podemos sino reafirmarnos en tal convicción cuando nos salen al paso propuestas como la recientemente debida al lúcido ingenio de Newt Gingrich, actual candidato en las primarias por el bando republicano. ¿Y cuál es tal propuesta? Algo tan inteligente como esto: que a partir de los nueve años los niños de la clase baja trabajen en tareas de mantenimiento y limpieza en sus escuelas, a cambio de un sueldo proporcional a su tamaño (por supuesto, seamos racionales, por favor), para así allanar su camino hacia la clase media, cosa que ahora mismo impiden esas leyes laborales que el mismo Gingrich, con todo acierto, ha calificado como "estúpidas". Esta medida tendría, además, otra consecuencia positiva, manifiesta Gingrich: posibilitaría despedir a los actuales empleados sindicados, siempre tan conflictivos y adictos al absentismo laboral (muchos de ellos negros e hispanos, para más inri). Como era de esperar, tras estas declaraciones la popularidad de Gingrich entre los votantes republicanos (es decir, los auténticos americanos cuya opinión es para nosotros la única que cuenta) ha subido como la espuma, según las encuestas. Le auguramos, por lo tanto, un gran futuro en la batalla electoral.

Hemos de decir que tan sólo reprochamos a Gingrich una exagerada moderación, pues pensamos que la edad límite que establece es excesiva. A los cuatro años un niño ya tiene la capacidad de realizar determinadas tareas físicas. Entendemos que nuestro hombre no quiere enfrentar a la timorata opinión pública con avanzadas ideas para las que todavía no se encuentra preparada.

Por supuesto, no han tardado en alzarse contra esta valiente idea las voces (más bien rebuznos) de los de siempre: los defensores de ese obstáculo para el mejoramiento de la especie humana que es el Estado benefactor, los débiles que prefieren refugiarse bajo las alas del Estado intervencionista (diríamos, mejor, metomentodo) porque así conviene a su manifiesta inferioridad.

Pero nos preguntamos: ¿qué objeciones válidas se podrían plantear ante dicha medida y qué podemos ver en ella sino ventajas tanto para el individuo como para la sociedad? En cuanto al individuo, los niños forjarían su carácter, aprenderían el valor del esfuerzo y, una vez alcanzada la edad adulta, podrían enorgullecerse de haber conseguido llegar a ser hombres de pro gracias a su mérito personal, y no por haberse apoyado en esa muleta que son las ayudas públicas, sólo apropiadas para los incapaces. Por otra parte, no se nos ocurre mejor manera de prepararse para esa jungla de competitividad que es (¡y debe ser!) la existencia humana que semejante entrenamiento desde temprana edad. En cuanto a la sociedad, se trataría de un mecanismo más a añadir a todos aquellos que ya existen y a los que deberían existir para la puesta en práctica de esa selección que tiene como objetivo destilar a los óptimos, a los selectos, para convertirlos en cabeza del organismo social. Y siempre estarán ahí esos supuestos defensores de los desfavorecidos que, desde su actitud buenista, no hacen nada en realidad en beneficio de ellos. Gingrich, por contra, y sin necesidad de acogerse a la hipocresía de lo políticamente correcto, pretende ofrecer una oportunidad real a quienes han tenido la desdicha de nacer en los estratos más bajos para que accedan a una posición honorable en la sociedad. Eso sí, tan sólo los que de entre ellos demuestren merecerlo... ¿o acaso existe alguna manera de justificar que haya de ser de otro modo?

Que San Hayek les bendiga.


Liberal y Caballero es colaborador habitual del programa televisivo "El pato en enaguas" y columnista del diario "La Panceta". 


"Es un hijo de puta, pero es nuestro hijo de puta" (Franklin D. Roosevelt)


sábado, 19 de noviembre de 2011

PERO ¿QUÉ COÑO PODRÍA PUBLICAR EN EL BLOG?




¡Mierda, si casi se me había olvidado que tengo un blog! ¿Cuándo fue la última vez que escribí algo aquí? Me refiero a algo trabajado de verdad, algo que denote una mínima cantidad de esfuerzo. Porque me temo que eso último que he hecho de crear una serie de entradas enlazando los programas de televisión sobre filósofos no habrá colado... Vaya truco más burdo para intentar mantener viva la página (y encima con una entrada para cada entrega, como para que abulte más, cuando hubiera podido meterlo todo en la misma... Desde luego, no tengo vergüenza). 

Pues sabes qué te digo, que voy a volver a tirar por lo fácil: meto otro vídeo. Total, insertarlo, escribir cualquier gilipollez a modo de presentación y las cuatro zarandajas técnicas de rigor... quince minutos, no más. Eso sí, no puede ser cualquier cosa; ha de ser algo, algo... filosófico. Vale, ya lo tengo:






¡Espera, se me olvidaba! Necesito una ilustración. Todas las entradas de este blog incluyen una ilustración que aparece en esa especie de sumario de abajo. Si esta no tiene va a desentonar. Joder, joder, y ahora qué pongo. ¡Ya lo tengo! Un perro con un niño. Eso siempre gusta, ¿verdad?. Pero no tiene nada que ver con el vídeo... ¡Bueno, al carajo! ¿Quién se va a fijar? Qué desastre, mi madre, qué desastre...




Anda, pero si ahora resulta que lo que aparece abajo junto al título de la entrada no es el perro con el niño, sino un frame del vídeo. O sea, que después de todo no hacía falta meter la foto de las narices. Pues mira, a tomar por saco, así se queda. 


miércoles, 9 de noviembre de 2011

"PIENSO, LUEGO EXISTO" (6): ANTONIO ESCOHOTADO



En su momento (esto es, aquí) tuvimos el placer de presentaros Pienso, luego existo, serie de televisión emitida por La 2 de TVE y dedicada a algunos de los pensadores españoles más relevantes de la actualidad. Como nos parece que merece la pena, nos gusta poner las cosas fáciles y nos honra ejercer como contenedor de contenidos de interés, dedicamos una serie de entradas a enlazar los distintos capítulos de la susodicha serie.

En esta ocasión, la sexta entrega, dedicada a Antonio Escohotado:





"PIENSO, LUEGO EXISTO" (5): VICTORIA CAMPS



En su momento (esto es, aquí) tuvimos el placer de presentaros Pienso, luego existo, serie de televisión emitida por La 2 de TVE y dedicada a algunos de los pensadores españoles más relevantes de la actualidad. Como nos parece que merece la pena, nos gusta poner las cosas fáciles y nos honra ejercer como contenedor de contenidos de interés, dedicamos una serie de entradas a enlazar los distintos capítulos de la susodicha serie.

En esta ocasión, la quinta entrega, dedicada a Victoria Camps:





"PIENSO, LUEGO EXISTO" (4): EDUARD PUNSET



En su momento (esto es, aquí) tuvimos el placer de presentaros Pienso, luego existo, serie de televisión emitida por La 2 de TVE y dedicada a algunos de los pensadores españoles más relevantes de la actualidad. Como nos parece que merece la pena, nos gusta poner las cosas fáciles y nos honra ejercer como contenedor de contenidos de interés, dedicamos una serie de entradas a enlazar los distintos capítulos de la susodicha serie.

En esta ocasión, la cuarta entrega, dedicada a Eduard Punset:





"PIENSO, LUEGO EXISTO" (3): EMILIO LLEDÓ



En su momento (esto es, aquí) tuvimos el placer de presentaros Pienso, luego existo, serie de televisión emitida por La 2 de TVE y dedicada a algunos de los pensadores españoles más relevantes de la actualidad. Como nos parece que merece la pena, nos gusta poner las cosas fáciles y nos honra ejercer como contenedor de contenidos de interés, dedicamos una serie de entradas a enlazar los distintos capítulos de la susodicha serie.

En esta ocasión, la tercera entrega, dedicada a Emilio LLedó:





"PIENSO, LUEGO EXISTO" (2): FERNANDO SAVATER



En su momento (esto es, aquí) tuvimos el placer de presentaros Pienso, luego existo, serie de televisión emitida por La 2 de TVE y dedicada a algunos de los pensadores españoles más relevantes de la actualidad. Como nos parece que merece la pena, nos gusta poner las cosas fáciles y nos honra ejercer como contenedor de contenidos de interés, dedicamos una serie de entradas a enlazar los distintos capítulos de la susodicha serie.

En esta ocasión, la segunda entrega, dedicada a Fernando Savater:





"PIENSO, LUEGO EXISTO" (1): JOSÉ ANTONIO MARINA



En su momento (esto es, aquí) tuvimos el placer de presentaros Pienso, luego existo, serie de televisión emitida por La 2 de TVE y dedicada a algunos de los pensadores españoles más relevantes de la actualidad. Como nos parece que merece la pena, nos gusta poner las cosas fáciles y nos honra ejercer como contenedor de contenidos de interés, dedicamos una serie de entradas a enlazar los distintos capítulos de la susodicha serie.

En esta ocasión, la primera entrega, dedicada a José Antonio Marina:




Y NUESTRAS MÁS RECIENTES OCURRENCIAS...



ESTE BLOG ESTÁ DEDICADO A QUIENES NUNCA "MIRAN POR LA VENTANA" (PORQUE ABANDONEN SU CONFORMISMO Y SU DESIDIA)